Y vinos de Catena Zapata

Nochebuena Nórdica en Sál

Lunes, 19 de diciembre de 2022

El restaurante de cocina nórdica a cargo del chef Nicolás Díaz Martini, celebra la Nochebuena con un menú maridado con vinos de la línea D. V. Catena de la Bodega Catena Zapata.

 El menú para el 24 de diciembre incluye lo siguiente:

Degustación de Smørrebrød (salmón, lachas, tartar, toastskagen, hongos, cabutia, ahumados).

Lomo de Cordero en miel de maple, su jugo en pesto de avellanas y eneldo, hinojos ahumados, aire de café y pimienta verde.

Roulade de zucchini, berenjenas, ricota de cabra y bolletus (salsa de papas fermentada, tomates ahumados y jugo de lemongrass).

Budín de pan de centeno (crema de pomelo y kümmel, espuma de dulce de leche y regaliz).

Para el final, una Mesa Nórdica para la celebrar la Navidad juntos.

Valor del menú: $ 22.000 por persona - Menú infantil (menores de 12 años) con la hamburguesa de ojo de bife, $ 14.000.

Thames 2450 Palermo - Reservas vía Meitre (sal.meitre.com)

Más de Restaurantes
Buono a servire
Restaurantes

Buono a servire

El restaurante de cocina italiana del Sheraton Buenos Aires propone una carta veraniega con platos basados en recetas tradicionales, que incorporan aportes creativos y un servicio impecable. A todo eso, se suma una muy buena relación precio calidad.
Comer con "Equilibrium"
Restaurantes

Comer con "Equilibrium"

Un nuevo restó abierto a fines del año pasado, en el cada vez más concurrido barrio de Colegiales (en cuanto a propuestas gastronómicas se refiere), nos ofrece una visión distinta de comer sano sin renunciar al sabor. Dos amigas y una nutricionista unieron fuerzas para llevar adelante este proyecto, que no renuncia a las proteínas animales y exhibe todas opciones libres de gluten.
¡Cómo te vamos a extrañar, Chila!
Restaurantes

¡Cómo te vamos a extrañar, Chila!

Fuimos a Chila. Y seguramente será la última vez que lo hagamos, porque el restaurante cerrará sus puertas definitivamente el 28 de febrero próximo. Probar el menú degustación creado para la despedida, fue una experiencia que nos gratifica el alma. Gracias a Andrés Porcel, por su condición de mecenas de la alta cocina en nuestro país. Gracias al chef Pedro Bargero y su brigada, por la creatividad y el trabajo que hay detrás de cada plato.