Royal Mansión en el Barrio Chino

Un cantonés de pura cepa

Miércoles, 26 de enero de 2022

Para la mayor parte de los argentinos, la cocina china es una sola y no hacemos diferenciación según regiones. Algo inaceptable, más aún si se trata del país más extenso del mundo (tres veces más grande que la Argentina). Sin embargo, lo que abunda en los restaurantes de ese origen en Buenos Aires, es la culinaria cantonesa. Royal Mansión, uno de los más bonitos y recomendables restaurantes del Barrio Chino, responde a esa condición.

Royal Mansión - Mendoza1598 y Montañeses. Teléfono: 15 3466 5499. Abierto de miércoles a lunes de 12 a 16, y de 19 a 23. Principales tarjetas.

Tipo de Cocina: Cantonesa Barrio: Chino de Belgrano

Precio: $$$

Para el argentino promedio, la comida siempre es una sola ya se trate de la italiana, la china, la española o cualquier otra. No sabemos diferenciar lo que corresponde a cada región, algo más aún incomprensible si se trata del país más extenso del mundo (9.560.960 km2, más de tres veces la Argentina) y también el de mayor población (1.400.000 millones de habitantes).

La culinaria china fue una de las primeras en instalarse masivamente en Buenos Aires. Por ejemplo, se considera a la Casa China, de la calle Viamonte, como uno de los restaurantes precursores. Mucho antes de que se creara el Barrio Chino de Belgrano.

Salvo los fanáticos de esta cocina milenaria, que se han preocupado por interiorizarse en las características propias de cada región, la mayor parte de los argentinos cree que es todo lo mismo. Lo hacemos también con lo italiano, español o asiático en general (porque creemos que lo tailandés, vietnamita, japonés y chino no tienen grandes diferencias).

Encima, muchas de las comidas que son las más consumidas en el planeta surgieron de China, hasta la pasta y la pizza, que son símbolos inequívocos de los italianos. Por tanto, no debería sorprendernos encontrar ravioles en los restaurantes de ese origen, aunque preparados de otra manera. 

Dentro de la cocina china, en lo particular lo que más abunda en nuestro país es lo que proviene de la provincia de Cantón (llamada Guangdong en la lengua local). Está situada en el sudeste del país y tiene una superficie terrestre de 178.000 km2, una insular de 1.600 km2, y su costa continental mide 3.368 km.

Uno de los platos más representativos de la región son los dim sum ("tocar el corazón", en cantonés), que son pequeños bocados que solían comerse en el desayuno y la merienda, pero que luego pasaron a ser frecuentes durante los almuerzos y cenas.

Hay numerosas variedades, pero las más comunes están hechas al vapor y pueden contener diferentes rellenos. Su acompañamiento es el té, aunque es algo que aún nos cuesta a los argentinos, que preferimos una cerveza o vino blanco.

Por ese lado va la cocina de Royal Mansión, donde además nos encontramos con otra de las especialidades que identifican a esa culinaria: el pato laqueado.

El restaurante está ubicado en la esquina de Mendoza y Montañeses, un edificio tan exuberante como la culinaria que allí sirven. Son dos plantas, con cómodos boxes y mesas bien separadas. Arriba hay un balcón extenso al aire libre, y también una mesa para 12 personas, situada en un ámbito más privado.

La única salvedad que hay que hacer de Royal Mansión, es que la elección de los platos pueda resultar compleja si uno no es conocedor. Hecho que, en nuestro caso, se subsanó por cuanto nuestros anfitriones fueron Oscar y Adriana, de Finca Isis, habitués del lugar.

Leer el menú puede resultar atemorizante, porque es verdaderamente extenso y está escrito en caracteres chinos y, solo en un cuerpo de tipografía más pequeño, en castellano. Pero para facilitar la cosa, todos los platos están numerados y uno puede pedirlo de esa manera más sencilla.

La carta está separada en capítulos: "Al vapor", "Hornear y freír", "Rollos de arroz al vapor", "Congee" (sopa de arroz), "Especial del chef", "Sugerencias", "Arroz y fideos de arroz" y "Postres".

Para comenzar, llegaron a la mesa verduras de estación salteadas; ajíes rellenos (los alargados, que habitualmente comemos en vinagre); hojaldres rellenos de verdura, y pastel de nabo a la plancha, similar al que ya habíamos probado en Hong Kong Style antes de la pandemia.

Los dim sum parecen ineludibles, en tanto son una referencia de la casa. Llegaron tres variedades e "rollos" al vapor con masa de arroz.

Para que el final sea a toda orquesta, hay que pedir sí o sí, el pato Pekín laqueado (entero o mitad, aunque si sobre lo podés llevar a casa). Lo presentan ya cortado en lonjas. Preferible avisar al momento de hacer la reserva. 

Salvo que uno quiera animarse, los postres son un poco difíciles de asimilar para el paladar occidental.

Cabe destacar que los mozos conocen muy bien el menú y sabrán recomendar, sobre todo a los que concurren por primera vez. El sistema de precios no deja tampoco de presentar inconveniente, por lo que también recomendamos consultar al momento de pedir la comanda. De todas formas, nadie se llevará una sorpresa dada la buena relación precio calidad ofrecida.

Si bien el té es predominante en esta comida, no es mala idea optar por cerveza (solo nacionales) y vino blanco o rosado.

Royal Mansión combina perfectamente las tres patas de la gastronomía: cocina, servicio y ambiente. Vale la pena para vivir una experiencia diferente.

Fotos: Gentileza Adriana Domínguez.

Más de Restaurantes
Otro italiano en La Recova de Posadas
Restaurantes

Otro italiano en La Recova de Posadas

Il Giardino está ubicado en el lugar menos visible de la Recova de Posadas, pero al mismo tiempo es el más pintoresco. Sus decks en varios niveles y la vista a Carlos Pellegrini merecían mejor suerte que la que tuvieron con su antecesor en el lugar. Desde mayo del año pasado, Il Giardino Romagnoli ofrece una propuesta de cocina italiana sencilla y sabrosa, que a la noche incorpora una coctelería creativa que rinde homenaje a ciudades, lagos e islas de Italia.
Alo's, cocina de raíces y de mucha cabeza
Restaurantes

Alo's, cocina de raíces y de mucha cabeza

Justo cuando habíamos programado una visita a Alo's, apareció esta semana una lista de la Revista Eater, en la que el bistró de Alejandro Feraud figura al tope del ranking entre 38 lugares que hay que visitar en Buenos Aires (y alrededores). Eso será motivo de otra nota, pero lo que queremos significar es que, hoy por hoy, nadie puede discutir la calidad superlativa de este restaurante ubicado en La Horqueta. Una cocina de raíces, como ellos mismos se definen, pero también de mucha cabeza y trabajosa preparación.

Viejo Norton tiene alma de bodegón
Restaurantes

Viejo Norton tiene alma de bodegón

Un clásico bodegón de barrio, con una carta de platos que nos gustan a todos y precios razonables. Viejo Norton tiene una larga trayectoria en Vicente López, en su ubicación privilegiada, a pasos de la estación ferroviaria del Mitre (Ramal a Tigre). Nuestra visita estuvo potenciada por vinos y un espumantes de Vinyes Ocults.