ASU MARE ABRIÓ SU SEGUNDO LOCAL EN PALERMO

Sorpresa doble

Lunes, 10 de enero de 2022

En septiembre del año pasado visitamos la barra cevichera del chef Dangelo de la Cruz, en una zona poco explotada gastronómicamente: Barrio Norte rozando el Once. En diciembre último, haciendo caso al significado que se le da en el Perú a la frase Asu Mare, nos sorprenden con un local más amplio y con una propuesta que puede asociarse a las características del "huarique" o bodegón peruano. En pocos meses, doble sorpresa.

Asu Mare Palermo - Thames 1514 Buenos Aires. Teléfono: 15 7898 2700. Horarios: martes a domingos mediodía y noche (13 al cierre). Principales tarjetas.

Tipo de Cocina: Peruana

Barrio: Palermo Soho

Precio: $$$

Lo dijimos el año pasado, cuando visitamos la barra cevichera Asu Mare; el nombre alude a una frase muy común en el Perú y que, según nos cuentan, tiene su origen en la expresión "ah, su madre", que luego derivaría en el nombre de ambos restaurantes del chef Dangelo de la Cruz.

Los tequeños rellenos de queso llanero. 

¿Su significado?: una expresión de sorpresa. El clásico "oh", el "guau" no precisamente por el ladrido del perro, o el más anglófilo "wow".

Después de unos cuantos años como chef del grupo creador Sushi Pop (precisamente lo conocimos en La Causa Nikkei), Dangelo se decidió a abrir un emprendimiento propio, en compañía de su esposa venezolana y de su propia madre, quien muchas veces se encarga de preparar las causas y otras preparaciones caseras.

En este segundo local, muy bien ubicado a escasa distancia de La Cabrera, así como de otros conocidos restaurantes de la zona y de Plaza Serrano, se amplió la propuesta a mayor cantidad de comensales y una carta un tanto más nutrida. 

Ceviche clásico.

Hay un salón con la barra a la derecha, en la parte trasera cómodos boxes, un sector al aire libre (una parte techada con una lona) y algunos pequeños espacios separados (las fotos son bien ilustrativas).

Es que, si nos atenemos a una definición ortodoxa del término en la jerga gastronómica peruana, el huarique es "aquel lugar donde se puede comer bien, a buen precio y en un ambiente casero". Ni más ni menos, que lo que te ofrece Asu Mare en este concepto ampliado de la barra cevichera de Barrio Norte.

Aquí también el ceviche es protagonista ineludible. Lo preparan en el momento, como debe ser, con pescado muy fresco. Por lo general de lenguado, u otra pesca blanca del día.  

Los hay en varias versiones: clásico de pesca blanca con leche de tigre, acompañado de batata, lechuga y maíz cancha; de mariscos en leche de tigre; clásico con crema de rocoto, o bien mixto tanto en versión clásica como mixta.

Y dos que se salen del molde: el carretillero (igual que el clásico, pero con chicharrón de calamar); y la "cevicausa", en la que el ceviche corona una causa rellana de palta y crema de rocoto. 

La leche de tigre puede pedirse también sola, con trozos de pescado chicharrón. 

Lo bueno de esta propuesta es que, con todas estas opciones, uno puede ir armando su propio dúo o trío (a los ceviches se le agregan dos platos calientes: arroz con mariscos, y chaufa de mariscos). 

El trío cuesta $ 2.400 y es prácticamente una comida para dos personas aun con buen apetito (precios de enero de 2022).

Nuestro trío incluía la cevicausa, un ceviche de mariscos y chaufa de mariscos. 

Aparte llegó un ceviche clásico lo que, sumado a los tequeños (porción de seis unidades) del inicio, resultó más que abundante para tres personas.

De la carta de platos calientes, a los ya mencionados se agregan cuatro versiones de chicharrón (de langostinos, de calamar, de pescado o mixto); la parihuela (sopa a base de mariscos y filet de pescado, espesado con arroz y especias); asopado de mariscos; y el chupe de langostinos (no pudimos menos que recordar ese plato que siempre estuvo en la carta de Tomo 1, un clásico de Ada Concaro). Son todas opciones muy abundantes y cuyo precio ronda en promedio los $ 1.000. 

Por los postes hay que preguntar, ya que no figuran en la carta escrita. Y, asimismo, hay que prestarle atención a la barra de cócteles y tragos, que van desde clásicos como el chilcano, el pisco sour y el sour de maracuyá, a otras combinaciones como el choloni, mojito peruano, pistonic. En todos los casos, el pisco es protagonista.

Bienvenida sea este nuevo emprendimiento de Dangelo de la Cruz, que le agrega a la cocina peruana en la ciudad, un exponente que se adapta a la perfección a la definición ya comentada: rico, casero y con excelente relación precio calidad. No se lo pierdan.

Más de Restaurantes
Los 21 del 2021
Restaurantes

Los 21 del 2021

Audaces, arriesgados, decididos, ¿locos? Todos adjetivos atribuibles a los que, pese a una pandemia que no da tregua, se animaron a abrir sus restaurantes en este 2021 (aclaramos que algunos de esta lista lo hicieron ya en las últimas semanas del 2020), pero los visitamos (y se afianzaron) en el año que termina. A continuación, una recorrida por los 21 del 2021 (costó, pero logramos llegar a la cifra buscada). Estos son, en orden alfabético. En el caso de los lugares que fueron visitados por Fondo de Olla ©, se incluye el link con la nota publicada.

Parrilla de Sommelier de Carnes
Restaurantes

Parrilla de Sommelier de Carnes

El restaurante abrió sus puertas en 2015, pero uno recién lo acaba de descubrir. Su gestor es Julio Gagliano, uno de los 25 primeros egresados de la carrera de sommelier de carnes, que lleva adelante la Facultad de Veterinaria de la UBA. Su ubicación, en Liniers, lejos de los polos gastronómicos más conocidos de la ciudad, no debe ser impedimento para disfrutar de esta propuesta caracterizada por su muy buena relación costo beneficio.
Fema busca fama en Devoto
Restaurantes

Fema busca fama en Devoto

Fema es producto de la unión de las primeras sílabas de sus propietarios: Federico y Martín. Un nuevo restaurante en el polo gastronómico del barrio de Villa Devoto, cada vez más activo y que ofrece ahora una propuesta diferente a lo conocido. En síntesis, una cocina ecléctica y personal.