Bistró al paso en el Microcentro

Galettes como en Bretaña

Viernes, 31 de mayo de 2019

La Galette es un pequeño bistró del Microcentro, donde las especialidades son las galettes (variante de las crepes) al estilo bretón. Aquí las ofrecen de trigo sarraceno o de harina de trigo orgánica integral.

Dirección: M. T. de Alvear 801 esquina Esmeralda - Teléfono: 4313-2513. Abierto lunes y martes de 8.30 a 20; miércoles a viernes de 8.30 a 23; sábados de 9.30 a 16.30 - Principales tarjetas.

Tipo de Cocina: Francesa (especialidad en galettes)

Barrio: Mirocentro

Precio: $$

Hace años, recordamos en Buenos Aires algunos pequeños emprendimientos en los que se servían galettes bretonas. Pero no prosperaron. Por suerte, hace algunas semanas descubrimos en una esquina céntrica un bistró llamado "La Galette".

La galette es una variante de las crepes, que en la Bretaña francesa se preparan con trigo sarraceno, el trigo que no es trigo como lo contamos en Fondo de Olla © tiempo atrás: (http://www.fondodeolla.com/nota/15381-sarraceno-pero-no-trigo/) y que pueden ser consumidas por los celíacos, ya que son libres de gluten.

Como suele ocurrir y abundan los ejemplos, hay comidas de pobres que luego se hacen populares. Las galettes, son unas de ellas, muy habituales en la dieta de los habitantes del norte de Francia. Dicen, aunque sin precisión, que las primeras recetas se conocieron a fines del Siglo XIV.

Era originalmente un alimento símil pan, que con el tiempo comenzaron a rellenarse con diversos ingredientes, tanto salados como dulces. Así es que surgieron numerosas variantes de galettes, pero tal vez la más difundida sea la que lleva queso Emmental rallado, jamón y un huevo frito.

En La Galette las preparan muy bien y a quienes no les agrada la receta original, se les ofrece  reemplazarlas con trigo integral orgánico. Pero bien vale la pena probarlas como se hacen en la región de Bretaña. Todas valen $ 240 (precios de mayo de 2019).

Las hay de jamón, tres quesos y huevo entero; de pollo, champiñones, cebolla, crema de leche y vino blanco; la denominada "wok" solo con vegetales; la fermière con panceta, huevo, cebolla caramelizada y crema; fromage (gruyère, parmesano, pategrás, tybo y tomate fresco; y la "Cenicienta" que lleva calabaza, queso fresco, curry suave y aceite de oliva.

Luego hay otras variedades algo más onerosas, como la de salmón ahumado, queso crema, eneldo y limón ($ 395).

También plato del día, que pueden ser Hachis Parmentier (un pastel de papas con carne molida, tomate, cebolla y queso; o bien Poulet Basquaise (pollo deshuesado, morrón, tomate, cebolla, vino blanco, bouquet garni y arroz blanco).

Además, soup a l'oignon y platos de quesos. Y menús de precio muy conveniente como el "Maison", que incluye plato del día, crepe dulce, bebida y café a solo $ 460. Algunas ensaladas clásicas como la Nicoise y rolls completan el menú. Asimismo, te dan la chance de que uno mismo pueda armar su propia galette eligiendo los ingredientes.

Para el momento dulce, están las crepes de harina blanca, como au sucre (azúcar, limón y manteca salada); de mermelada de frutos rojos; "porteña" con dulce de leche; o bien las de manzanas caramelizadas, las de banana y ganache de chocolate, y las de Nutella.

Hay otros postres, como crema catalana, pommes Aspen o el "Gardel y Lepera", que no es otra cosa que nuestro clásico fresco y batata, al que le agregan un toque de salsa de chocolate.

La parte bebible podría mejorarse incorporando alguna sidra seca, como en Bretaña, cervezas artesanales y más vinos.

En líneas generales, La Galette tiene a su favor que casi no hay lugares en la ciudad que ofrezcan estas especialidades regionales francesas, sus precios accesibles y un ambiente de bistrot, con dos camareras con acento galo que nos transportan imaginariamente a Rennes u otra ciudad del norte francés.

Hachis Parmentier.

??

Más de Restaurantes
Julia y Julio
Restaurantes

Julia y Julio

Al fin el chef Julio Báez logró lo que buscaba desde hace tiempo: abrir un restaurante propio. Está en Villa Crespo y lo bautizó con el nombre de su hija: Julia. Es un pequeño bistró que demuestra, una vez más, que lo bueno viene en frasco chico.
Páru, sol y fuego
Restaurantes

Páru, sol y fuego

Desde su irrupción en la gastronomía porteña, Páru ha sido uno de los mejores exponentes de la culinaria nikkei. Su radio de acción se fue agrandando con el tiempo y hoy opera en Recoleta, el Bajo Belgrano y la reciente apertura de Nordelta, que reemplaza al Pacheco Golf. Una cocina para compartir y disfrutar con ese estilo que adoptó el público local con gran entusiasmo.


La eterna primavera de Gonzalo Aramburu
Restaurantes

La eterna primavera de Gonzalo Aramburu

Desde su nueva ubicación de Recoleta, el notable cocinero sigue dando cátedra en materia de técnica y servicio en otro menú memorable. Sutileza, elegancia y sabor son sus características sobresalientes.