Dolce Morte

Helados para audaces

Miércoles, 25 de junio de 2014

Dolce Morte es la marca propia de helados del Hotel Four Seasons, que pueden probarse en Elena, Nuestro Secreto y el Pony Line.

Joaquín Grimaldi es un personaje singular, bastante (por no decir demasiado) alejado del perfil clásico del pastelero promedio. De sus manos (y su mente) no pueden salir otras cosas que postres y cosas dulces audaces. Y en este caso que nos ocupa, los helados Dolce Morte, jugadísimo nombre elegido como marca, para estas extrañas pero riquísimas combinaciones que pueden probarse en los restaurantes Elena Nuestro Secreto, el Bar Pony Line y demás dependencias
del Hotel Four Seasons. Hay que decir que el único punto de confluencia que encontramos (por experiencia personal) con algo parecido a Dolce Morte, serían los helados de
Rocambolesc, que elabora uno de los hermanos Roca (Jordi) en su pequeño local del barrio viejo de Girona. Claro que no todo el mundo puede costearse el pasaje a la ciudad que hoy es una especie de Meca española (catalana) de la gastronomía. De manera que rumbeamos para Recoleta, donde la charla con Joaquín estuvo signada por la informalidad que impone el personaje, que tuvo alguna vez su época de punk. Puede entonces que muchos asocien algunas de sus raras creaciones, con esa moda que no todos han sido capaces de practicar, salvo cuando uno es muy joven. De ahí también surge la transgresión con que encaró sus trabajos en la pastelería y ahora también en la elaboración de helados.

Dolce Morte es la marca propia de helados del Hotel Four Seasons, que pueden probarse en Elena, Nuestro Secreto y el Pony Line.

Dice Grimaldi que dio con la pastelería por casualidad, tras ver la película Apocalipsis Now, de Francis Ford Coppola. Ahí, el bigotudo que conducía el bote quería ser “chef sausier” (de salsas). Estudió en el IAG el módulo de Panadería y Pastelería, luego también se hizo fanático de los helados, materia en la que se define como autodidacta. Dice también que si bien Italia ha sido siempre referente en esta materia, hoy se destacan algunos países no tradicionales. Es así que en varias reuniones de trabajo con Juan Gaffuri, el chef ejecutivo del hotel y el resto del equipo, decidieron darle una vuelta a la tradicional forma de elaborar helados. Y nació Dolce Morte (inicialmente había una idea de identificarlos con el más francés nombre Petit Mort). La calavera en el logo fue una transgresión más. Dice Grimaldi que sus helados no son para ingerir un kilo entero, sino para saborearlo de a poco. En el hotel se produce todo, salvo los “neutros”.

Siempre son los camareros los que “ayudan” a que el cliente se atreva con los sabores propuestos por Grimaldi. Actualmente, en la carta hay opciones más o menos extrañas, siempre osadas. Dice el entrevistado que el dulce de leche sigue siendo el favorito de los argentinos. Entre los sabores de Dolce Morte está precisamente el In (off) Dulce de Leche con vauquitas Candy. Algunos gustos de cremas, son el Mococho (café, chocolate con leche y coco), Cabra / Dátiles (queso de cabra con dátiles macerados), Halva halva hey! (base helada de sésamo y pasta de maní), Sambayoncito / Quinotos (semisabayón con quinotos con almíbar), Lemon Fly (limón, leche, jengibre caramelizado) y Cinnamon Raising Roll (helado de canela, pasas sultanas y crossant). También sorbetes, como el Fizz me Pomelo, Pepino / Maracuyá, Mandarina & Cacao Aireado, Manzana Granny Smith, y Frambuesa / Remolacha / Vitamina C. También están los “Old Fashion Iced Cakes”, tales los casos del Black Forest (moelleaux de chocolate, helado de crema y cerezas al maraschino), “Tirami Su” (biscuit demi cuit de café, helado de mascarpone y marsala, y biscuit de cacao, y “Pastel de Tres Leches” (bizcochuelo de vainilla y mojo de leches).

Y sí, hay que ser muy audaz para crear helados como éstos. Dolce Morte es eso, un helado que rompió el molde para saborearlo de a poquito, sin excesos porque lo bueno si breve, dos veces buenos (o se dice también que lo bueno viene en frasco chico, pero no hay problema porque se puede repetir todo lo que uno desee).

 

Más de Gastronomía
Nanum visita Namida
Gastronomía

Nanum visita Namida

En el marco de los festejos por el primer aniversario de Namida Nikkei, se llevará a cabo el segundo pop up que tendrá como invitada a la chef argentina de origen coreano, Marina Lis Ra, quien cocinará junto a los dueños de casa: Facundo y Matíias Kreiman. La cita será el 5 de diciembre, desde las 20.
Llega el calendario de Mamuschka
Gastronomía

Llega el calendario de Mamuschka

La casa de chocolates patagónica presenta una nueva edición del calendario más rico y divertido. Tradicional en Europa, propone probar un chocolate diferente cada día desde el 1° de diciembre hasta Nochebuena. Además, como todos los años, el clásico panettone de masa madre, nuevos turrones y otras delicias para celebrar.

50 Best: Pasado nefasto y Futuro dudoso
Gastronomía

50 Best: Pasado nefasto y Futuro dudoso

Dijimos que nunca más íbamos a comentar nada que tuviera que ver con los 50 Best Restaurants, una guía que, a esta altura, castiga más que lo que premia. Pero no podemos con el genio: en la premiación del lunes pasado, aparecen 11 argentinos entre los primeros 50, y otros 9 del 50 al 100 (sí, señores, son 50 Best pero aparecen 100 Best). Cómo será todo esto de escandaloso, que hasta la propia Narda, gran lobista local, se quejó de la forma de premiar (seguramente porque la bajaron al puesto 60). Cada vez menos creíbles, con la complicidad de una parte del periodismo que, con tal de viajar y comer gratis avalan este disparate monumental.